Seguro de negocio basado en casa: ¿Cuándo lo necesito?

Working From Home

Muchas personas sueñan con trabajar en casa. ¿Lograste ese sueño? Comenzar un negocio basado en casa puede ser emocionante y aterrador. En el caso de empresas como Apple y Mary Kay, también puede ser un éxito rotundo.

Tienes mucho que pensar al comenzar esta aventura: Dónde poner tu oficina, el nombre de tu empresa, el seguro... Así es. Puede que hayas asumido que tu seguro de propietario cubriría tu nuevo negocio, pero no saques esto de tu lista todavía. De hecho, la mayoría de las pólizas de propietario no cubren un negocio basado en la casa. Algunas compañías de seguros incluso consideran un negocio una violación de su póliza de propietario. Lee tu póliza para conocer tus coberturas.

Qué buscar en tu póliza de propietario de vivienda

Tu póliza de propietario probablemente cubre equipos comerciales hasta cierto punto. Esto podría incluir la computadora portátil que llevas a la oficina, tu maletín, etcétera. Sin embargo, cuando este equipo se usa para un negocio basado en casa, tu seguro no lo cubre. Nada en tu oficina en el hogar sería cubierto por tu póliza de propietario de vivienda.

Digamos que tienes una oficina fuera de tu hogar. ¿Todavía trabajas desde tu casa con regularidad? Entonces tu póliza de propietario de vivienda probablemente no va a cubrirte mientras trabajas desde tu casa. Cualquier lesión o incidente sería pagado de tu propio bolsillo.

Tal vez mientras trabajas desde tu casa tus clientes visitan tu hogar para hacer negocios. Estos terceros no suelen estar cubiertos por tu seguro de propietario. Esto significa que si tu cliente de negocios se resbala y cae en tu casa, podría demandarte o pedirte que pagues por sus lesiones. Ese pago no estaría cubierto.

Tu póliza de propietario de vivienda puede cubrir la data de tu negocio en tu oficina, pero no tu oficina en el hogar. Se puede perder información valiosa en cualquier negocio debido a filtración de data o mal funcionamiento de las computadoras. Una pequeña empresa puede sufrir muchos daños por filtraciones de data, y es a menudo el blanco de los piratas cibernéticos.

Dos modalidades del seguro

  1. Anejo: Se trata de una adición a tu póliza de propietario o inquilino, que generalmente ofrece responsabilidad civil a terceros y una pequeña cantidad de cobertura de equipo de negocios para tu hogar. Esta opción funciona mejor para negocios muy pequeños, incluso un negocio con una sola persona, con pocos visitantes, una pequeña cantidad de equipo y no muchas posibilidades de una reclamación de responsabilidad.
  2. Póliza de dueño de negocio: Si estás buscando una "cobertura total" para tu negocio en el hogar, una póliza BOP es tu mejor opción. Esta cobertura tendrá un límite superior para equipos comerciales o pérdida de data. Una póliza BOP también puede proteger contra demandas de responsabilidad civil, así como negligencia. Esta es una buena opción para grandes empresas con una gran cantidad de inventario y productos y un alto riesgo de demandas de responsabilidad. Aprende más sobre las pólizas BOP a través de Infinity aquí.

Conducir hacia el trabajo

Si tu negocio en casa requiere que manejes para el trabajo, necesitas una póliza de vehículos comerciales independiente. Tu póliza de auto personal no cubre un vehículo con el que llevas a cabo negocios. Aprende más acerca de las pólizas de vehículos comerciales a través de Infinity aquí.

No estás solo. Cada año se abren más pequeños negocios basados en la casa, según la Administración de Pequeños Negocios, o SBA por sus siglas en inglés. Consulta sus recursos para comenzar un negocio basado en el hogar aquí.

Los artículos del Centro de conocimiento tienen el único propósito de informar y no proporcionan asesoramiento legal. Debes contactar a un abogado para obtener asesoramiento legal para cualquier problema jurídico. El uso de este sitio web o de cualquier enlace que aparece en la página web no crea representaciones ni garantías de ningún tipo, ni expresas ni implícitas, sobre la exhaustividad, exactitud, fiabilidad, adecuación o disponibilidad del sitio web o la información, productos, servicios o gráficos que figuran en el sitio web. Confiar en esta información, será por lo tanto, estrictamente bajo tu propio riesgo.