Consejos para Conducir en la Nieve

A muchas personas les intimida tener que manejar durante el invierno, cuando las calles y carreteras están resbalosas por la nieve y el hielo. Y si te criaste en un país que no está acostumbrado a la nieve, tu ansiedad puede ser mayor. ¡No te preocupes! Aquí te diremos qué medidas tomar cuando bajen las temperaturas.

  • Prepárate: antes de subirte al coche en condiciones extremas, asegúrate de contar con lo siguiente:
    1. Gasolina suficiente para llegar a tu destino
    2. Un teléfono celular, por si tienes que hacer alguna llamada de emergencia
    3. Ropa para invierno adecuada y una cobija
    4. Equipo de emergencia, como reflectores, por si tienes que detenerte a medio camino
    5. Una pala y un cepillo para quitar la nieve
    6. Arena o sal para generar tracción en caso de quedarte atascado
    7. Agua y alimento no perecedero como barras de fruta
  • Familiarízate con tu vehículo: si es tu primera vez en condiciones extremas, te sugerimos practicar en un espacio amplio donde no haya otros coches o personas. Si todavía tienes el manual de usuario del automóvil, te sugerimos leerlo. 
  • Antes de emprender el camino: revisa que tu calefacción funcione bien, verifica que el depósito del líquido limpiaparabrisas cuente con anticongelante y asegúrate que tus neumáticos cuenten con la presión adecuada.
  • Toma tus precauciones: durante el invierno, es prudente manejar a una velocidad más baja de lo que acostumbras.
  • Frenar: evita frenar bruscamente. Si tu coche está equipado con frenos ABS, pisa el pedal del freno hasta el fondo. En caso de un derrape, no frenes. Si las llantas traseras se están deslizando hacia la izquierda, gira el volante hacia la izquierda. Si se están deslizando hacia la derecha, gira a la derecha.
  • Consideraciones con otros automovilistas: prende las luces en todo momento y usa las intermitentes para alertar a otros conductores. Mantén una distancia mayor entre tu vehículo y el de enfrente.
  • No rebases a los vehículos quitanieve: ellos cuentan con poca visibilidad y el camino delante de ellos seguramente cuenta con peores condiciones.
  • Si te quedas atascado: no hagas girar los neumáticos. Esto hará que te atasques más en la nieve. Gira los neumáticos de un lado a otro para empujar la nieve fuera del camino. Usa tu pala para quitar el exceso de nieve y utiliza arena o sal en el camino de la llantas para generar tracción.

Recuerda que lo mejor es no manejar durante condiciones extremas. Si necesitas salir por alguna razón, mantén un estado de máxima alerta y toma tus precauciones.