Las declaraciones documentadas no tienen que ponerte nervioso(a)

declaración documentada

Si tuviste un accidente e hiciste una reclamación, probablemente tuviste que dar una declaración documentada sobre lo que pasó. Puede parecerte Te puede caer extraño documentar tu recuento, pero es un proceso sencillo que ayuda a avanzar tu caso rápidamente.

Dar una declaración no es nada de que preocuparte. Tener tu lado de la historia documentado te puede beneficiar en caso de que tu reclamación se dispute. El o la agente que toma la declaración va a presentarse, preguntar si estás listo(a) para ser grabado(a) y luego preguntarte una serie de preguntas de final abierto. Responderás a las preguntas con honestidad y después el agente te preguntará si ya terminaste. En ese punto, apagará la grabadora.

No tienes que ser quien conducía cuando es necesario que eras el conductor cuando pasó el accidente para poder dar una declaración. Podrías haber sido el pasajero(a) o solo un(a) testigo. De hecho, un(a) testigo que paró después de ver un accidente puede dar la declaración documentada más importante porque no tiene interés en el resultado, por lo cual es imparcial.

Como el asegurado(a), tu contrato incluye está en tu contrato que debes de dar una declaración documentada a tu compañía de seguros. Sin embargo, no es requerido que des una declaración a la compañía del otro conductor(a). Aun así, darles la declaración a ambos lados puede facilitar que tu reclamación fluya con más rapidez más rápidamente el reclamo a través del proceso. Un factor que te exime de tener que grabar una declaración es ser menor de edad. Esto significa que los niños involucrados en un accidente no pueden dar una declaración.

Tu compañía de seguro querrá documentar tu declaración tan pronto como sea posible después del accidente, cuando tus recuerdos todavía están frescos.

Después de dar una declaración, estás más cerca del final del proceso de la reclamación.

Los artículos del Centro de conocimiento tienen el único propósito de informar y no proporcionan asesoramiento legal. Debes contactar a un abogado para obtener asesoramiento legal para cualquier problema jurídico. El uso de este sitio web o de cualquier enlace que aparece en la página web no crea representaciones ni garantías de ningún tipo, ni expresas ni implícitas, sobre la exhaustividad, exactitud, fiabilidad, adecuación o disponibilidad del sitio web o la información, productos, servicios o gráficos que figuran en el sitio web. Confiar en esta información, será por lo tanto, estrictamente bajo tu propio riesgo.